Triumph Motorcycles Chile anota crecimiento anual de 23%

0
557

La filial local de la marca británica de motocicletas anunció para abril próximo el arribo de su nueva generación de modelos multipropósitos y dos inéditas versiones de su clásica Bonneville. 

Con un crecimiento de un 23% cerró la temporada Triumph Motorcycles en Chile, tras comercializar un total de 248 motocicletas en 2017. El grueso de las ventas de la firma británica correspondió a sus modelos Adventure (Tiger 800 y 1200), así como a su nueva gama de modelos clásicos.

Así lo informó el gerente general de la marca en el país, Hugo Norambuena, para quien este resultado es “una muestra de la consolidación del producto en el mercado nacional”.

Las cifras se alinean con el desempeño global de Triumph Motorcycles, presente en más de 50 países, que reportó un crecimiento de un 12,7%, con un total de 63.404 unidades vendidas entre junio de 2016 a junio de 2017.

“Pese a los desafíos que suponen situaciones estructurales como el Brexit, Triumph ha tenido un gran desempeño y ha mantenido su compromiso de inversión en investigación y desarrollo, con el objetivo de impulsar mejoras continuas de sus productos”, destacó.

De acuerdo al ejecutivo, el sector debería mantenerse plano durante la temporada que se inicia, aunque para la marca augura un alza en ventas cercana al 15% en 2018, fundamentada en la actualización de su portafolio a partir del segundo trimestre con la llegada de nuevos modelos lanzados recientemente en el Salón de Milán.

“En abril próximo, podremos ver en Chile todas las novedades de la marca: tanto la nueva generación de Tiger, como las versiones Bobber Black y la nueva custom clásica Speedmaster”, anunció Norambuena.

La oferta para 2018 contempla la nueva línea adventure con la Tiger 800, que incorpora más de 200 mejoras en su motor tricilíndrico, el cual ha sido optimizado y dotado con mayor capacidad de respuesta.

Así también, la renovada Tiger 1200, que presenta hasta 11 kilos por debajo su antecesora y con al menos un centenar de modificaciones, que la hacen más maniobrable y ágil fuera de la ruta en todas sus variedades. En ambos modelos, destaca su alto equipamiento, como parabrisas eléctrico y tablero de última generación.

Respecto de las inéditas versiones de la Bonneville, la Speedmaster llegará inspirada en la tradición de las custom clásicas, pero más práctica y versátil, mientras que la Bobber Black será la propuesta más extrema de la motocicleta de más rápida venta en los 116 años de historia de la marca.

Fotos


...
Tamaño
Download

Documentos


...
Tamaño
Download