CÓMO GENERAR Y MANTENER UNA REPUTACIÓN EN LINKEDIN

0
60

Los expertos recomiendan mantener el perfil de Linkedin siempre actualizado, con una cuidadosa red de contactos y preocupándose de publicar contenido interesante.

También es buena idea no olvidar que Linkedin es una red laboral, no de opinión ni de discusión.

Santiago, julio de 2021.- Linkedin es desde hace ya algún tiempo la red social por excelencia a la hora de buscar trabajo, hasta el punto en que es común que la recomendación para alguien que se va a cambiar de trabajo es que “actualice el Linkedin”. En efecto, en Chile hay un total de 5,4 millones de usuarios de LinkedIn, y el 75% de ellos están activos publicando, comentando, o enviando mensajes.

En una red donde muchas veces la primera impresión es la más importante, es esencial preocuparse de que el perfil de Linkedin genere una reputación favorable no sólo para los reclutadores, sino también para los gerentes o directores de empresas u organizaciones que usan esta red para buscar talentos atractivos.

Al respecto, uno de los consejos más importantes es que el perfil de Linkedin esté siempre actualizado, ojalá con información sobre proyectos, cargos y empresas, que no se quede afuera algún trabajo relevante. Es bueno también poner clara la información sobre los estudios, idiomas y herramientas. La foto de perfil e incluso la foto de banner son importantes, ya que son como tarjetas de presentación. Lo peor es tener un perfil vacío.

En segundo lugar, es recomendable no descuidar los contactos. Un mínimo de 100 contactos es recomendable, pero más que cantidad, lo que más vale es la calidad de ellos, preocupándose de seguir a empresas y grupos, y de agregar a actores importantes, los pares y colegas de la industria, sin olvidar nunca que Linkedin es una red. “Si alguien se encuentra con varios contactos en común de alto nivel o experiencia en cierta industria, tendría una buena primera referencia del perfil, y eso daría una buena oportunidad de ser considerado”, opina Anastasia Samokhvalova, jefa de equipo técnico en Page Personnel.

Ya con eso, importa mucho estar actualizado en la plataforma, que no parezca que el postulante no tiene nada que decir. Se puede publicar o compartir artículos interesantes, ojalá del ámbito laboral, tecnología, buenas prácticas, innovaciones, inversiones, o artículos de la prensa. Además, si el postulante tiene la oportunidad de crear contenido de valor, debe aprovechar de compartirlo.

“El valor del contenido, si la información es interesante, valiosa y útil, es lo que marcará la relevancia, más que el autor. Compartir contenidos interesantes hace crecer la red en temas de comunicación, por ejemplo, entre perfiles que no se conocen pero siguen una misma publicación”, explica la ejecutiva.

En cuanto a los comentarios, no se debe olvidar que Linkedin no es una red social de diversión, por lo que no es para comentar errores de debates largos e innecesarios, o para lanzar chistes. “No es necesario mantenerse activo en cuanto a opinión, ya que en lugar de eso se puede compartir contenidos o dar likes. En cuanto a comentarios, depende más de uno. Creo que la red es de trabajo, es profesional, y hay que evitar dar opiniones fuera de lugar o sobre postulaciones llamativas pero no relevantes en el mundo laboral”, agrega Samokhvalova.

Siguiendo estos consejos, incluso alguien que no sea usuario constante de Linkedin puede mejorar sus posibilidades de impresionar con su perfil, tomándose solo 30 minutos a la semana para mantenerse activo en la red, comentando, optimizando el perfil y publicando cosas interesantes.