GALLETAS OREO: UN FENÓMENO GLOBAL QUE CUMPLE 110 AÑOS DE HISTORIA

0
138

Tras 110 años de historia, Oreo continúa siendo la galleta favorita de todos y todas, convirtiéndose en un ícono global que es disfrutado en más de 100 países alrededor del mundo.

El éxito de las galletas Oreo se ha mantenido no solo por su sabor, sino que también por sus campañas, que han convertido su forma de consumo en un imperdible reconocido desde la infancia.

Bañadas en leche, o abriéndolas para comer su cremoso centro primero, Oreo es por lejos una de las galletas dulces más conocidas en Chile y el mundo. Y no es coincidencia que las galletas dulces sean el segundo snack más consumido por los chilenos (19%), según recogido en 2021 por la consultora Atlantia Search, categoría solo superada por las papas fritas.

En nuestro país, el 39% de los adultos eligen las galletas dulces como su snack favorito y, entre ellas, Oreo es una de las galletas que más disfrutan, siendo las tardes el momento del día favorito para degustar las famosas galletas de chocolate y crema. Al celebrar los 110 años de Oreo, marca proveniente de Mondelēz International, repasamos parte de la historia que la convirtió en uno de los snacks favoritos en todo el mundo.  

“Las galletas Oreo son un fenómeno global que conecta a las personas alrededor del mundo con su esencia alrededor de momentos de juego (playful), incluso antes de que existiera Internet, porque la alegría y la diversión siempre han estado en su ADN. Oreo es un producto que nació para permanecer y brillar”, destacó Pablo Tibaldi, director de Marketing de Oreo para Mondelēz International en Chile, Andino, Centroamérica y Caribe. 

El origen se remonta a 1912, año en el que Oreo fue desarrollada y producida por The National Biscuit Company (hoy conocida como Nabisco), en su fábrica Chelsea, en la ciudad de Nueva York. A diferencia de hoy, su envoltura era dorada y el nombre oficial de ese entonces era Oreo Biscuit. El 6 de marzo de ese año se vendió la primera galleta Oreo en Nueva Jersey, aterrizando en Latinoamérica algunas décadas después. 

Su imagen ha pasado por algunos cambios. En 1952 William A. Turnier, empleado durante más de 40 años de Nabisco, se convirtió en el encargado de rediseñar el aspecto exterior de la galleta, momento en que se introdujo el diseño que hoy conocemos con tréboles de cuatro hojas, y el logotipo de Nabisco sobre el nombre “Oreo”. 

En cuanto a su sabor, en 1974 se lanzó la versión del producto que más tiempo se ha mantenido en el mercado: las Oreo Double Stuf o Doble Crema, cuya receta sigue siendo la misma, solo que la crema al interior dobla su cantidad. Actualmente Oreo se destaca por ser una galleta veggie friendly, es decir, apta para el consumo de vegetarianos. 

Luego de más de un centenario de vida, Oreo continúa siendo la galleta favorita por todos y todas, convirtiéndose en un ícono global que es disfrutado en más de 100 países, siendo la galleta N°1 en ventas en el mundo al haber alcanzado el importante hito de $3.1 mil millones de dólares en ingresos netos anuales para la marca en 2019. 

Su éxito se ha mantenido no solo por su delicioso sabor, sino que también por sus campañas que han convertido su forma de consumo en un imperdible desde la infancia. La primera regla es destapar, seguido de raspar con la lengua la parte que contiene la crema, y, por último, remojar en leche. Según Oreo, el 50% de sus consumidores siguen estos pasos.