TEMPORADA DE CALOR: DIVERSAS OPCIONES DE ACUERDO A CADA NECESIDAD

Las altas temperaturas afectan el día a día, la jornada se hace pesada y pueden existir problemas de salud. Esto hace fundamental contar con un sistema de ventilación o de climatización en casas, departamentos y oficinas. Existen alternativas para mantener el ambiente fresco, a diferentes precios.

Actualmente el mercado ofrece diversas tecnologías que permiten climatizar los espacios cerrados. Sin embargo, se desconoce cuál elegir a la hora de la elección 

A continuación te entregamos información respecto de  los beneficios y diferentes características entre ventiladores, enfriadores de aire y aires acondicionados. 

Los equipos que ofrece Somela son una buena solución para las jornadas de trabajo en época de verano, o las noches de calor en el hogar, ya que los distintos modelos de ventiladores poseen aspas de aleación flexible que permite menor vibración que un aspa de aluminio o PVC, lo que disminuye considerablemente el ruido. Así mismo, con los aireadores verticales, que también producen bajos niveles de ruidos molestos para los usuarios.

Equipos de ventilación:

Los ventiladores mantienen un flujo de aire constante en el ambiente, y dependiendo del diseño y la tecnología, brinda una sensación de frescor. 

Beneficios:

  • Es la alternativa más económica dentro de los tres tipos de sistema de ventilación.
  • Bajo consumo de energía.
  • No requieren de una instalación especial.
  • De fácil uso.
  • Los ventiladores se adaptan a distintos espacios con temperaturas moderadas y son un buen complemento para otras alternativas.
  • Requieren una mantención simple, a diferencia de otros equipos que necesitan un soporte especializado.

Existen distintas opciones de equipos de ventiladores Somela a precios convenientes.  El ventilador Yigo posee un control remoto que modifica la velocidad, el modo y tiempo desde cualquier parte del hogar. También, están los ventiladores de mesa, como el modelo Power Breeze, que tiene un diseño compacto que hace más fácil el traslado y es ideal para espacios reducidos.

Enfriadores:

Con un mecanismo similar a los ventiladores, poseen un contenedor de agua que funciona al paralelamente con el flujo de aire constante.

Entre los beneficios que ofrecen estos aparatos, podemos destacar los siguientes:

  • Permiten bajar entre 2 y 3°C la temperatura del ambiente.
  • Se pueden utilizar tanto como ventilador como enfriador.
  • No requieren de una instalación especial.
  • Los enfriadores son para temperaturas medias y baja humedad.

El enfriador de aire Somela AC2000 cuenta con la función de oscilación, además de un temporizador y control remoto. Con cuatro modos, posee un sistema de seguridad de rejilla, la que evita contacto con partes móviles.

Aires Acondicionados:

Estos equipos cumplen la función de enfriar el ambiente donde funcionan. Sus principales características, son las siguientes:

  • Se puede definir la temperatura exacta que se quiere mantener en el espacio.
  • Se pueden usar en verano e invierno, ya que hay equipos que ofrecen la opción frío/calor.
  • Ofrecen una mayor rapidez de climatización.

Electrolux ofrece alternativas de aires acondicionados portátiles como el 1200 BTU, con tres niveles de ventilación, lo que lo transforma en una opción ideal para mantener el hogar con la climatización perfecta durante todo el año.

La diferencia entre los aires acondicionados y los enfriadores, es que el primero posee una unidad de refrigeración para enfriar el aire, mientras que los enfriadores utilizan agua. Esto hace que los equipos de aire acondicionado tengan una capacidad mayor a la hora de enfriar los espacios, y también logren hacerlo de forma más rápida. Ambos equipos son recomendables para esta época y su uso va a depender de la temperatura y humedad del ambiente a climatizar, siendo el aire acondicionado ideal para temperaturas y humedad más altas, finalmente, “en términos de precio el enfriador es más económico y su instalación también se hace más fácil”, agrega el experto. 

¿Cuál elegir? 

Además del diseño y sus funciones, existen diferencias significativas entre estas tecnologías:

Precio. Los ventiladores son más económicos y asequibles, a diferencia de los aires acondicionados que tienen un precio mayor.

Consumo. Los ventiladores tienen un consumo bajo, mientras que los aires acondicionados consumen más energía, lo que varía dependiendo de la potencia del modelo.

Instalación. Los ventiladores no necesitan instalación especial, los enfriadores tampoco, aunque para la función de enfriador necesitan de un proceso adicional. Los aires acondicionados generalmente necesitan un técnico especializado. También existen versiones portátiles que no requieren de una instalación compleja (adaptación a una ventana por parte del consumidor).

Eficiencia. Los aires acondicionados son más eficientes; los ventiladores sólo crean una sensación térmica mejor, sin disminuir los grados de temperatura en el espacio. Los enfriadores bajan la temperatura, pero en un rango leve.