RENAULT ESTRENA SU GAMA E-TECH CON EL KWID 100% ELÉCTRICO

0
212

El primer integrante de la alabada gama E-Tech de Renault ya está en Chile y promete ser uno de los autos eléctricos más asequibles del mercado.

Con una autonomía de hasta 298 kilómetros, el Renault Kwid E-Tech busca convertirse en la alternativa ideal para quienes buscan un auto urbano funcional, cómodo, seguro, tecnológico y amigable con el medioambiente.

Marzo 2024.- Con el objetivo de contribuir a hacer más asequible la electromovilidad en el país, Renault -marca líder en la materia con más de 11 años de experiencia en electrificación- presentó en Chile el nuevo Kwid E- Tech. La versión 100% eléctrica del exitoso hatchback que además establece el ingreso de la submarca encargada de impulsar la gama de vehículos electrificados de la firma del rombo, E-Tech.

El nuevo Renault Kwid E-Tech apunta a satisfacer las necesidades de los nuevos consumidores que buscan un auto amigable con el medioambiente, pero que a la vez sea funcional, cómodo, tecnológico, seguro y asequible. Siendo, además, una de las alternativas más convenientes en el creciente mercado de vehículos eléctricos de pasajeros en el país. 

Estéticamente comparte el diseño audaz de su par con motor a combustión, pero incorpora algunos elementos diferenciadores como una parrilla cerrada con detalles cromados, llantas bitono de diseño exclusivo flexwheel aro 14, luces diurnas con tecnología led, molduras laterales y emblemas distintivos E-Tech en negro con letras doradas, barras de techo decorativas de color negro y un nuevo parachoques trasero.

En cuanto a medidas, el Renault Kwid E-Tech mide 3.734 mm de largo, 1.770 mm de ancho y 1.500 mm de alto, lo que significa que es 54 mm más largo, 11 mm más ancho y 19 mm más alto que su par convencional, mientras que la distancia entre ejes se mantiene en 2.423 mm. 

Esto le permite ofrecer un amplio y confortable habitáculo, además de un maletero con una capacidad de carga de 290 litros, ampliable hasta los 1.100 litros con los asientos traseros abatidos.

Confort y conectividad

Su equipamiento, en tanto, incluye: panel de instrumentos digital, mando de selección de marcha posicionado en la consola central, aire acondicionado, alzavidrios eléctricos, cierre centralizado, apertura eléctrica del maletero, limitador de velocidad, además de un sistema de infoentretenimiento Media Evolution® con pantalla táctil de 7” compatible con Android Auto® y Apple CarPlay®, entre otros.

En lo que se refiere a seguridad, y siguiendo los lineamientos del programa Human First, el nuevo Kwid E-Tech incorpora de serie seis airbags, asistente de arranque en pendiente (HSA), alerta de presencia de peatones (VSP) y de presión de neumáticos (TPW), dos anclajes Isofix, además de sensor y cámara de retroceso, entre otros.

Máxima eficiencia

Gracias a su motor eléctrico síncrono de imanes permanentes con reductor integrado y a su batería de 26,8 kWh, que genera 65 hp y 113 Nm de torque, el Kwid E-Tech goza de una autonomía de hasta 298 kilómetros con una sola carga (según la norma internacional SAE J1634), lo que lo convierte en un compañero de aventuras ideal para la ciudad.

Este va asociado a una transmisión automática de una marcha hacia adelante y otra hacia atrás, que le permite acelerar de 0 a 50 km/h en 4,1 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 130 km/h.

Para sacarle el máximo provecho a la energía, el Kwid E-Tech también incluye un modo ECO y freno regenerativo, con lo que la autonomía se optimiza hasta un 9%.

El proceso de recarga, en tanto, se puede realizar a través de una toma doméstica de 220V AC con el cargador portátil que viene incluido en el vehículo, proceso que tarda 9 horas aproximadamente. Para cargas más rápidas, también se puede usar un cargador de pared de 7 kW AC (3,5 horas aproximadamente) o las estaciones de carga rápida (30 kW DC), en las que el proceso toma alrededor de 40 minutos. Los tiempos de arga consideran un rango desde 15% hasta 80% de carga de la batería.

“Con la llegada del Kwid E-Tech buscamos acercar la electromovilidad a un mayor número de personas, ofreciendo un vehículo funcional, con tecnología de punta, muy seguro, confortable y conectado a un precio asequible. Todo esto aprovechando el liderazgo en electromovilidad de Renault, que tiene más de 11 años de experiencia en el diseño, desarrollo, fabricación y comercialización de vehículos de este tipo. Pero este lanzamiento también marca la introducción de la marca E-Tech en el país, la que impulsa a nuestra gama de vehículos electrificados con tecnología de vanguardia y que pronto sumará nuevos modelos en nuestro mercado”, comentó Matías Buijuy, gerente de Renault Chile.

El nuevo Kwid E-Tech llega a Chile desde China como el punto de entrada a la gama Renault E-Tech con tres opciones de colores (plata diamante, blanco polar y gris liquen) y un precio de $14.990.000 (con bonos). Su garantía, en tanto, es de 3 años o 100.000 kilómetros, mientras que la de la batería es de 8 años o 120.000 kilómetros, en ambos casos, lo que primero ocurra. Las mantenciones, a su vez, son cada 10 mil kilómetros.